Mi mujer es profesora, algunos años es tutora en infantil, otros en primaria y otros en secundaria. Lleva diez años así, como puedes imaginar, tiene ya unas tablas.

Este curso (2003-2004) estuvo trabajando en un colegio de Azuqueca de Henares con un grupo de primero de primaria. Ha sido un año lleno de buenos momentos y sobre todo muchos muchos cuentos.

La actividad que te comento ahora parece una tontería, de hecho nosotros fuimos los primeros sorprendidos del éxito de la misma.

 

Una tarde MariaJe me dijo que iba a trabajar con los niños el tema de las cartas y que pensaba que sería una buena idea escribir una carta a cada niño, estábamos ya a principios de junio y el verano rondaba a la vuelta de la esquina.

Hablando sobre cómo podría  enviar las cartas de pronto se nos ocurrió una idea, una tontería, ¿qué pasaría si a cada niño le escribiera un personaje de un cuento? Podría ser divertido.

Como MariaJe había contado muchos cuentos durante el curso al principio pensamos que podría ser como un recordatorio de todos los cuentos que visitaron la clase, que a cada niño le escribiera un personaje de un cuento de los que pasaron por el aula, luego hablando de ello todos juntos podrían re-soñar, recordar, re-reír 25 cuentos. Esa opción no parecía mala, pero al final tomamos otro derrotero.

Como en navidades ya les habíamos enviado un folleto que incluía una extensa bibliografía con todos los cuentos vistos en el aula y muchos más, pensamos que sería una buena idea que las cartas las escribieran personajes de cuentos que no conocieran (pues anda que no hay buenos cuentos por ahí esperando niños con ganas de leer). Y eso hicimos.

Escribimos 20 cartas a 20 niños, de personajes de unos 18 libros y cuentos.

Vaya noches más divertidas tratando de hacer 20 tipos distintos de letra...

 

Pero vayamos por orden. Primero avisamos a los niños, ¿cómo? muy sencillo, MariaJe, la profesora, recibió una primera carta (ojo, enviada por correo para que tuviera matasellos y todo) escrita por su amiga la Hormiga, en esa carta daba aviso de la llegada del resto de cartas a los niños de la clase.

¿Quién es esta Hormiga? Verás, MariaJe y yo vimos hace poco a la Bruja Rotundifolia, a Estrella Ortiz, contando cuentos a los niños, ella trabajaba en la sesión el tema de las cartas (seguro que por aquí vino la chispa que desencadenó toda esta hoguera), y ella utiliza en su sesión un libro maravilloso titulado Cartas de la ardilla, la hormiga... (de Tellegen, en ed. Destino). Es un libro estupendo, pero te diré más, es mucho mejor que veas a Estrella, a la Bruja Rotundifolia, contando esa sesión. Incluso, si vas a hacer esta actividad con tiempo desde tu biblioteca ¿no crees que las dos cosas se complementarían estupendamente? primero Estrella contando los cuentos y luego los niños que han acudido a la sesión recibiendo estas cartas...

 

En fin, pero volvamos a la carta de la profesora. El texto decía más o menos lo siguiente:

cartahormiga

Querida MªJesús:

Te escribo porque sé que este año lo compartes con un grupo de niños y niñas de primero a los que les gustan mucho los cuentos.

Como la última vez que me escribiste me decías que ellos iban a aprender a escribir cartas, he pedido a mis amigos de los cuentos que les escriban una carta a cada uno de tus niños y niñas. Espero que disfruten cuando la reciban (ya me contarás); mis amigos de los cuentos están entusiasmados con la idea y tienen la biblioteca patas arriba.

Nada más por ahora, sólo recordarte que me gustaría que vinieras a tomar café algún día de estos a mi casa.

Un fuerte abrazo

Hormiga

 

Después de esto las cartas empezaron a llegar a los buzones de todos los niños y niñas, fue muy divertido y emocionante. Las cartas eran cortitas, en cuartillas de colores, y escritas con distintos tipos de letra (más o menos, jejejeje). Aquí te copio algunos ejemplos:

 

------------------

Querida Andrea:

Soy Munia y te escribo para invitarte a tomar café en casa de la señora Piltronera, seguro que pasaremos una tarde muy agradable, pásate por la biblioteca a recogerme.

Abrazos

Munia

-----------------

Hola Thays:

Soy César Pompeyo, la Hormiga me dijo que te encantaría que nos conociéramos y si vienes a la biblioteca nos conoceremos.

un abrazo

César Pompeyo

------------------

Hola Cristian:

Soy la bibliotecaria secuestrada por unos terribles bandidos, seguro que mi aventura te encantará, ven y te la contaré.

Abrazos

la bibliotecaria

------------------

Hola Adrián:

Soy uno de los tres bandidos, el que lleva el hacha roja, estaría encantado de que vinieras este verano a la biblioteca pra conocernos, así podrás ver mi hacha y mi castillo.

Un abrazo

El bandido del hacha

------------------

Querida Esther:

Soy Matrioska, no escribo muy bien porque soy rusa, mi historia te va a gustar mucho. Te espero en la biblioteca.

Un fuerte abrazo

Matrioska

-----------------

Querido Roberto:

Soy Comemiedos, la Hormiga me pidió que te escribiera. Estaría encantado de conocerte, es fácil, sólo tienes que venir a la biblioteca y buscar mi cuento.

Un abrazo

Comemiedos

-----------------

Aquí te pego también un par de cartas (en las que precisamente no se ve mucho la diferencia de letra...)

 

 

cartacebra

 

Todos los niños esperaban sus cartas con mucha expectación (no llegaron todas el mismo día a todos los niños, un día vinieron tres con carta, al día siguiente fueron cinco más...); MariaJe iba colgando las cartas en el tablón.

Sucedieron algunas cosas emocionante, como cuando Alba, la niña que recibió la carta de Winny de Puh invitándola a cazar pelifantes con él y con Porquete, quiso ir al colegio con un tarro de miel (ya que Winny le advertía: trae miel, siempre es útil para estos casos). O los niños varios que arrastraron a sus padres a la biblioteca en busca de los libros y cuentos donde estaba el personaje que les escribía.

Para que no hubiera confusión en el remite de las cartas poníamos el título del cuento (y la dirección de la biblioteca pública municipal)

Viendo que la cosa estaba en verdadera ebullición decidimos hacer un pequeño díptico para entregar a todos los niños en los que se recordaba la carta que cada uno había recibido y se daba una pequeña bibliografía con todos los cuentos citados.

El díptico lo puedes ver aquí en pdf y aquí en word (así podrás modificarlo a tu antojo)

 

Seguro que este verano algunos de estos niños harán más de una visita a la biblioteca. Ojalá.

 

Saludos de Pep y de MariaJe

[jun04]

 

 

Lo que son las cosas, meses después de colgar esto en web se puso en contacto conmigo Pilar, la bibliotecaria de Villanueva del Pardillo (Madrid) para comentarme que había realizado esta actividad (con algunas variaciones) en su biblioteca con los alumnos de 3º y 4º de primaria. El resultado había sido estupendo y le pedí que me enviara el desarrollo en un correo para poder añadirlo a la web. Amablemente así lo hizo y aquí lo pongo para que veáis cómo las ideas van creciendo y mejorando cuanta más gente se preocupa por ellas. Mucho trabajo pero, como ella dice, valió la pena. Por cierto, incluye la bibliografía seleccionada.

 

-ver Estrategia de cartas en Villanueva del Pardillo

 

[dic04]

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

logo palabras del candil

tierraoral

LogoAeda

diseño de la web: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.   ::o::   ilustración de cabecero: Raquel Marín

Licencia Creative Commons Este web está bajo una Licencia Creative Commons.